7a8ded30-668c-4922-adfa-d7990bea5f8a-1133-000000639a12da55_tmp

Hasta siempre amigo

Cuando hace unas noches sonaba el despertador a las 4 de la mañana para ver el partido en Salt Lake City, lo que menos esperaba era leer, al abrir Twitter, que habían encontrado muerto en su casa a Fab Melo. Al parecer un infarto….Al parecer una mierda. 26 años y una alegría más  grande que su propia altura.

Aquí lo conocimos el verano del 2012, cuando Danny lo eligió en el mismo draft que Sully, ambas elecciones de primera ronda. Lo poco que sabíamos del jugador formado en la Universidad de Syracuse nos dio para criticar su juego sin ni siquiera verlo de corto. Dijimos de él que era el nuevo Acie Earl, un futbolista frustrado que acabó en el baloncesto por su altura, un intimidador pero sin mucho más que ofrecernos… Poco en lo baloncescístico, mucho en lo personal.

Una máquina de anécdotas desde el mismo día en que se juntó con sus compañeros de promoción y rompió la silla. Luego vendría él champane el día que firmó con los Celtics y sus idas y venidas a Maine.

Un artista al que habíamos perdido la pista y que no esperábamos reencontrarnos de esta manera. Hace un par de noches, en Dallas, esperaba algo por parte de los Celtics. Es cierto que solo Bradley, que no jugaba el partido por la lesión, le puede recordar como compañero en Boston (pasa el tiempo volao), pero la institución debía haber hecho algo más. Una cinta negra o algo, lo que fuese. 
En fin, desde La Butaca nuestro recuerdo. 

D.E.P. Fab.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s